Donde manda el cerebro...

El amor y la atracción no son mariposas en el estómago, sino sustancias químicas en el cerebro. En otras palabras, que el enamoramiento es más un proceso neuroquímico que dos almas que se tocan. Y el cerebro es responsable de mucho más: enamorarse a primera vista, superar una ruptura, querer a dos personas a la vez e incluso, el incesto. De cómo funciona nuestro cerebro en todo lo relacionado a las relaciones es el tema que nos trae esta semana desde la plataforma de Hablemos de Sexo y Amor, con la opinión de Jaime Eduardo Calixto González, catedrático de psicofisiológica de la UNAM y jefe de neurología del Instituto Nacional de Psiquiatría. Producción y entrevista: Mara Landa.

Haz clic en los iconos para decargar u obtener el RSS.
SoundcloudRSS
 

Autor

Comentarios

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.