Author: claudia-padron

El infortunio de Bolaño, un batey cubano

Desde el camino se distingue un par de paredes en pie, en medio de tanto escombro, unos muebles secados por el sol y una puerta de aluminio que nada protege. Detrás de las ruinas, Orquídea y su marido Yuniesqui levantaron una habitación para dormir, con pedazos de madera vieja. Los pobres, además de pobreza, solo pueden saber de infortunio.

Leer más