Se encuentra usted aquí

El dudoso zumbido del ZunZuneo

Hace alrededor de dos años un amigo me pidió publicar en mi blog un texto de su autoría donde entre duras críticas y reflexiones defendía y casi convocaba a los lectores a suscribirse a un nuevo servicio de mensajería no estatal que por esos días estaba llegando a los celulares.

Por Carlos Alberto Pérez

Según su experiencia, a diario se recibían vía SMS variadas informaciones de farándula, curiosidades, deportes, etc, se permitía además la interacción entre usuarios, y para mayor tranquilidad el servicio era totalmente gratuito, motivo suficiente para no dudar y abrir el juego hacia esa novedosa red social en un país sin Internet y con las tarifas de servicios móviles más altas del continente. Me estaba presentando a ZunZuneo.

Fue así como conocí de esta red sus ¨regalías y bondades¨, y sin trasfondo político a simple vista, no dudé en publicar el texto que hasta el día de ayer, parecía no haber cobrado nunca su precio.

Precisamente ayer la agencia norteamericana AP dio a conocer escandalosos detalles sobre la verdadera historia de ZunZuneo, una red concebida para convertirse paulatinamente en una especie de ¨Twitter cubano¨ enviando y recibiendo mensajes a través de teléfonos móviles, que si bien en una primera etapa no tendrían contenido político para no alertar a las autoridades cubanas, la iniciativa estaba pensada y diseñada para ¨burlar el férreo control informativo y las restricciones al uso de la Internet que mantiene el gobierno de Cuba¨, pero más que nada, en su momento funcionaría como una potente arma movilizadora para organizar una ¨primavera cubana¨, lo que llevaría al consecuente desorden público y protestas masivas contra el gobierno comunista en la isla.

Pero el tiempo desmonta sus mentiras y como acto de consecuencia, pocas veces quedan círculos sin cerrar. Volver al punto de partida entonces no resulta ser tan fácil, pero si la verdad nos acompaña, se hace distinto el bregar.

¿Cómo saber entonces que una iniciativa tan atractiva, moderna y de sana apariencia, no es más que la punta de lanza de una guerra cibernética que estaba por venir? ¿Cómo imaginarnos víctimas de un plan secreto, meticulosamente planeado, y millonariamente financiado por el gobierno de Estados Unidos si la ¨solidaridad¨ es un acto de ¨buena voluntad¨?

A veces creemos que los mejores guiones de Hollywood sobre espionaje no son más que eso, historias de ficción creadas para la industria del entretenimiento, y que por su espectacularidad no forman parte de la vida cotidiana. Ahí es donde generalmente fallamos. Cierto es que tampoco se puede vivir con delirios de persecución, no obstante, la riqueza de la vida sigue demostrando que tomar precauciones nunca está de más.

ZunZuneo ha demostrado que mucho puede hacerse bajo fachadas de ¨libertad y solidaridad¨, así como que nada ha cambiado en más de medio siglo de guerra sucia y subversión de Washington hacia Cuba, solo el escenario de enfrentamiento, esta vez trasladado al moderno y atractivo ciberespacio.

¿Por qué los jóvenes, la Internet y las redes sociales?
Hace ya algunos años la tradicional disidencia en Cuba se ha visto afectada por un emergente grupo de jóvenes que ha pasado a ocupar el protagonismo. En un cable emitido desde la SINA, la Sección de Intereses en Cuba al gobierno norteamericano, que posteriormente fuera desclasificado por Wikileaks, quedó claro que ya la vieja guardia de la disidencia en la isla ha perdido prestigio y credibilidad, por lo que las mayores atenciones y recursos se pondrían a disposición de jóvenes familiarizados con las nuevas tecnologías, la Internet y las redes sociales.

Así ha sucedido, y además de potenciar grandes figuras que responden a los intereses de la Casa Blanca desde la blogosfera y la red social Twitter, poco a poco se ha visto un sigiloso acercamiento hacia algunos jóvenes que desde sus bitácoras expresan de manera crítica sus más variados puntos de vista.

El hecho no es casual, como tampoco lo sucedido el año pasado en un encuentro informal de tuiteros reunidos en un parque de La Habana, donde se apareció sin previo aviso Mr. Conrad Tribble, Segundo Jefe Adjunto de la SINA en Cuba, siglas por la que se  y cuyo discurso versó precisamente en lograr un acercamiento e intercambiar criterios con la joven comunidad de blogueros y tuiteros allí presente.

Para lograr influir a la sociedad hoy día no hay mejor receta que la de Internet y las redes sociales. El ejemplo de la primavera árabe era el modelo deseado para imponer en Cuba a través de ZunZuneo, y así es como una simple red social, aparentemente amigable e inofensiva, se convertiría en el detonante del odio y la violencia colectiva.

La preocupación se ha hecho presente. Si el dudoso zumbido del ZunZuneo fue hace ya un par de años, ¿quién quita que en todo este tiempo no esté nuevamente la mano peluda detrás de alguno de los proyectos en los que hoy estamos involucrados?

Autor

Historial

Miembro durante
44 años 7 meses

Comentarios

  3 meses

Vaya publicacion mas tonta

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Video

  •  

    Emilián salió de El Salvador huyendo de las pandillas. En entrevista para el especial 'Menores migrantes: México cierra la puerta a una generación que huye de la violencia'.

Radio:

Asuntos de la música cubana

 

El joven trovador Nelson Valdés, al tiempo que nos muestra su obra, nos habla de las regulaciones burocráticas que entorpecen la producción artística en Cuba.

 
arriba