Se encuentra usted aquí

Honduras: ¿depuración policial o cambio de destino?

Category: 

La depuración de la Policía es vital para empezar a resolver el alto nivel de violencia y los altos índices de corrupción y de impunidad que hay en Honduras. Así asegura desde Tegucigalpa el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Ramón Custodio.

Organizaciones de derechos humanos creen, sin embargo, que sólo se trata de un movimiento de fichas.

La “limpieza general” de la institución policial hondureña era más que necesaria. Desde hace varios años, diversos sectores de la sociedad lo venían pidiendo ante las innumerables muestras de corrupción de los funcionarios policiales y su involucramiento en secuestros, crímenes y otros hechos delictivos.

Y las autoridades no lo esconden. En un reciente encuentro con la prensa, el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Ramón Custodio, dijo que “Honduras se ha convertido en nido del narcotráfico, de la narcopolítica, de la corrupción y de la impunidad”. Agregó además que la depuración policial es la respuesta del gobierno del presidente Lobo contra la influencia del narcotráfico que tiene atenazada la vida política del país.

Narcos mexicanos
Las declaraciones de Custodio se producen como respuesta a un informe en el que se asegura que narcotraficantes mexicanos transitan por territorio hondureño gozando de la protección de autoridades civiles, militares y policiales del país.

Por otro lado, Custodio, que junto con el presidente de la república, el secretario de seguridad y el director de la policía, es pieza esencial en la transformación del ente policial, dijo que la depuración de la policía “es un acto de soberanía, y que si alguien se opone a ese proceso, son los aliados del narcotráfico y los narco-políticos”.

[related-articles]Críticas
La llamada “depuración policial” ha recibido más de una crítica desde el seno de las organizaciones sociales. Según éstas policías corruptos y vinculados a violaciones de los derechos humanos sólo son cambiados de distrito sin ser sancionados o presentados ante la justicia, en pocas palabras se trata tan sólo de un cambio de destino. Por su parte, el gobierno de Estados Unidos puso interrogantes al proceso. En un documento, el Departamento de Estado afirma que "es consciente de las acusaciones de violaciones de los derechos humanos relacionadas con el servicio pasado del (recientemente nombrado, red.) Director general de la policía", y que "ha creado un grupo para investigarlas".

El Departamento de Estado se refiere a Juan Carlos Bonilla, apodado El Tigre, un hombrón de casi dos metros de alto que varias veces ha sido acusado por violaciones a los derechos humanos y por dirigir uno de los temidos escuadrones de la muerte que hace una década aterrorizaban al país. Gracias a la depuración, hoy en día es el supremo jefe policial.

Estados Unidos había prometido 56 millones de dólares para ayuda al desarrollo en 2012 en Honduras, entre otras para la policía. Pero en adelante la ayuda se limitará a ciertas unidades de las fuerzas de seguridad que "han recibido entrenamiento, guía y asesoramiento directamente de agentes de Estados Unidos y no están bajo supervisión directa de Bonilla".

Según publica el periódico digital Proceso, la ex comisionada de policía, María Luisa Borjas, criticó duramente el accionar de la Policía Nacional y la actitud del presidente Porfirio Lobo en el nombramiento como director de la Policía hondureña a Juan Carlos Bonilla, de quien agregó se habían liberado varias órdenes de captura en su contra. Según Borjas, “el presidente Lobo prefirió al ´Tigre´ Bonilla que la ayuda en recursos financieros, técnicos y de capacitación para la Policía”.

Respecto a las críticas por la forma en la que se está realizando la llamada “depuración policial”, el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Ramón Custodio, declaró que “nos están apedreando los frutos, porque se están tocando intereses que han hecho de Honduras lo que nunca debió ser, el nido del narcotráfico, el nido de la narco-política, la impunidad absoluta de la corrupción, y queremos corregir esas cosas”. Finalmente añadió: “si no nos quieren ayudar, que se queden con su dinero, pero que no nos vengan a intervenir en las cosas buenas que estamos haciendo”.[media:audio]

Autor

Artículos

  • Un libro de emergencia

    El libro “El Chapo: entrega y traición” tiene como propósito dar al ciudadano elementos contundentes de manera que pueda sacar sus propias conclusiones sobre el Caso del Chapo. Los mexicanos ya no creen en la versión de su gobierno sobre estás detenciones.

    Leer más
  • Radios comunitarias, voces apagadas

    “Nos están negando la posibilidad de ejercer nuestro quehacer radiofónico en condiciones de equidad”, sostiene la representación en México de la AMARC ante las recién aprobadas Leyes Secundarias en materia de Telecomunicación y Radiodifusión

    Leer más

Video

  •  

    El Centro de Educación Sexual de Cuba, Cenesex, ha celebrado nuevamente las Jornadas contra la Homofobia. La ya conocida "Conga" Cubana contra la Homofobia sirve de expresión pública para el colectivo que reclama su visibilización.

Radio:

Procrastinación, el ladrón del tiempo

 

Esta semana les presentamos algunos programas que han destacados desde el lanzamiento de El Toque. Se llama procrastinación a la postergación de las actividades o situaciones que exigen una atención inmediata, pero que dejamos de lado en favor de otras, más agradables o irrelevantes.

 
arriba