El polémico “arte” de criar gallos de peleas

El polémico “arte” de criar gallos de peleas

19 / noviembre / 2015

A nadie en su familia le gustaban, pero eso no importó y desde los 14 años, Erick ha criado gallos de pelea, y se siente orgulloso de eso.

“A mí los gallos me gustan más que las fiestas. Y llegó el momento en que hasta mi mamá me los cuidaba, me los atendía igual que yo. Es que si ves una pelea de gallos una vez, tienes que venir a cada rato”, cuenta mientras sostiene un ejemplar en la mano.

“La gente dice que si es un abuso, que si no nos da lástima pelear los gallos… Los gallos nacieron para pelear. Mira, si ahora tú tienes un gallo padre en el patio, y ese tiene 15 o 20 pollos, cuando esos pollos crezcan, se matan entre ellos, porque solo puede haber uno en el patio. Su instinto es de fiereza”, dice con convicción y quizás ajeno a la polémica que puede generar una aseveración como esa.

Erick es muchas cosas, desde animador de un centro nocturno hasta licenciado en Estudios Socioculturales… pero su pasión son los gallos finos. Por eso hoy se encarga de una valla estatal en el poblado de Meneses, Sancti Spíritus, al centro del país. “Aquí viene mucha gente mayor, pero también muchos jóvenes. Vienen buscando tranquilidad, y las reglas aquí están hechas para cuidar al animal”, asegura.

A finales de año, cuando los gallos están listos, la valla de la Unidad Territorial de Flora y Fauna de Meneses se llena. “Aquí a cada función pueden venir 400 o 500 personas. Y vienen de Cuba entera.”

El trabajo de Erick es mantener la valla y a los gallos en forma. Los cuida, los entrena y, además, atiende a cualquier visitante que llega.

Para justificar su pasión se ha armado de argumentos: dice que los gallos llegaron a Cuba con los españoles, que en el campo siempre se pelearon gallos, que la guerra de independencia de 1895 comenzó en una valla de gallos (y es cierto, fue el Grito de Baire), que cuando triunfó la Revolución prohibieron las peleas para acabar con los juegos que traían consigo, pero a pesar de todo se han mantenido.

“Esta valla tiene un buen impacto social para la comunidad y los pueblos cercanos, porque participa mucha gente que no va a las peleas clandestinas. Aquí hay seguridad, y es cómodo, porque está cerca del pueblo.”

En Cuba, no importa por qué se prohíba algo o cuánto lo prohíban, la tradición y la inventiva siempre se han impuesto, de una forma u otra. Según este gallero, las vallas estatales hacen la diferencia al establecer normas para las peleas y prohibir las apuestas.

“En las vallas clandestinas se juega mucho y se venden cosas ilegales. Aquí usted puede venir vestido como para una fiesta y pasarse el día” asegura. Y agrega que la valla tiene un laboratorio donde se evita que los gallos tengan sustancias ilegales, junto a un área de espoleadura para que se utilicen las espuelas correctas.

En la manigua, “las peleas también son bonitas. Hay mucha gente que prefiere ir allí que no venir aquí, porque las reglas son diferentes. Quizá un gallo que pierda o entable aquí, en la manigua puede ganar, porque las peleas son a más tiempo, son otros reglamentos.” Además, “las espuelas allí son más largas. Y eso es mucho más criminal para los gallos. En las vallas como esta, las espuelas son más cortas, porque se busca proteger al animal.”

Sin embargo, Erick dice que, en cualquier valla, “los gallos se preparan para un solo combate, porque tú no sabes si va a ganar o a perder”. En la que él atiende, luego de un minuto, la pelea es válida y “los gallos no se separan más. Al final, ahí lo que queda es un gallo echado, que se retiró, o un gallo muerto…”

toque-promo

Si crees que nuestro periodismo es relevante para Cuba y su pueblo, queremos que sepas que este es un momento crítico.

Detrás de cada publicación hay un equipo que se esmera porque nuestros productos cumplan altos estándares de calidad y se apeguen a los valores profesionales y éticos.

Pero mantener la vigilancia sobre el poder, exigir transparencia, investigar, analizar los problemas de nuestra sociedad y visibilizar los temas ocultos en la agenda pública; es un ejercicio que requiere recursos.

Tú puedes contribuir con nuestra misión y por eso hoy solicitamos tu ayuda. Selecciona la vía que prefieras para hacernos llegar una contribución.

Alejandro Ulloa García
Periodista, VJ y blogger cubano. Me gusta saber de todo lo que me rodea, la historia que entraña cada persona, cada suceso. Por eso estudié Periodismo. Para entender y contar el mundo en que vivo, tratando de ver siempre más allá...
alejandro-ulloa

Evalúe esta noticia

Cargando ...

comentarios

En este sitio moderamos los comentarios. Si quiere conocer más detalles, lea nuestra Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

jose perez

Cuando joven, crié y jugué gallos. Hoy, por principios no lo hago, pero es cierto lo que dice de que en un corral, solo un gallo vive. Al final, o el padre mata a los hijos o uno de los hijos mata al padre y luego, los hermanos se matarán entre ellos, hasta que al final quede solo uno. El no ver las peleas o apostar me nace del principio de no divertirme con la necesidad del gallo de perpetuar sus genes, porque eso es al final, lo que buscan estos animales matándose.
jose perez

jose perez

Pero si, si es un arte criarlos, escoger a los que sirven, a los que “dan con la espuela y no con el tronco de la pata”, entrenarlos, prepararlos, cazar la pelea. Cuenta el plan de entrenamiento, el plan de alimentación, el control de peso. Saberse “las matrerías” de los galleros mas viejos, los trucos, saber montar las espuelas (nunca jugué montado) prefería las naturales del gallo. Con este asunto, se pueden escribir varios libros.
jose perez

Genrrys Larez.

muy buena lineas d gallo..
Genrrys Larez.

aSiel ali duran

hola, me llamo Asiel ali Durán, soy ingeniero en telecomunicaciones y electronica, oficial de las FAR, y este tema de los gallos es tradision en mi familia, yo tambien cuido de estas aves y las entreno para el combate, creo que es algo muy lindo, algo muy cubano, que viene desde nuestros antepasados y forma parte de la idiosincrasia del cubano, creo que muchos cubanos no podemos vivir sin esa pasion.
aSiel ali duran

Mercado Informal de
Divisas en Cuba (Tiempo Real)

toque_logo_white
1 EUR175.00 CUP
1 USD175.00 CUP
1 MLC174.50 CUP
calendar_icon

CUBA

elTOQUE SUGIERE

test