eltoque_logo
Conectarse en Cuba

Manuel Roblejo

Wifimanía de guajiros

5 / julio / 2017

Increíble, pero cierto: llegó la wifi a mi barrio. Al centro de Manopla, en Bayamo.

Hubo antes un fallido experimento frente al policlínico que no prosperó por las quejas de los pacientes y familiares adoloridos. Luego, la iniciativa estuvo durante meses en el horno, porque no se encontraba un lugar adecuado para trasladarla. Como acá cualquier concentración de gente se torna peligrosa para las autoridades, me imagino que se lo pensaran bastante. Hasta ahora, que decidieron ponerla en plena calle 10, en el medio de la nada. ¡Pero la pusieron!

Si lo pienso bien, la wifi llegó adelantada; antes que el gas licuado, el agua corriente o los conductos para las aguas negras. Llegó, incluso, antes que el foco de la esquina, prometido por el  delegado desde hace años.

Antes, cuando solo disponíamos de la patriótica internet del Parque, había que emperifollarse para ir tan lejos (en el campo nos arreglamos mucho, hasta para comprar el pan) a conectarse para cualquier bobería; por lo que los guajiros nos poníamos un poco tímidos, y solo acudíamos a la conexión para hablar con el hijo afuera o la madre de misión.

Ahora ya no es así: en el centro de Manopla han plantado una wifi, que pende de un flamante transmisor Huawei, en el poste de la luz que ilumina el área del quiosquito de la shopping TRD.

El hecho nos ha removido el piso y solo es comparable con la llegada del circo

Viejos, jóvenes y niños revolotean como insectos atraídos por la luz alrededor del poste, y un nuevo catre para la venta de chicle y caramelos ya prospera allí. ¡Hasta genera empleo el fenómeno de la wifi!

La gente se da pequeños empujoncitos, como cuando te da vergüenza sacar a la chica linda a bailar y alguien te anima; y van desenfundando celulares, tabletas y laptops.

Emilia, la vieja que vende café por cucharadas, tiene una tableta; y el nieto, Emilito, que no es más grande que sus mocos malcriados, ya sabe manejar un celular medio viejito. La verdad es que no me imagino cómo les habrá cambiado la vida el hecho de que ahora tengan internet allí, tendré que preguntarles en un tiempito. Lo cierto es que la venta de cupones de recarga, en el mosqueado minipunto de ETECSA de la esquina, se ha disparado.

Es increíble que en este barrio pobre, donde la urbanidad va llegando tan tímidamente, y aún algunos se pasean a caballo al pelo calle arriba y calle abajo, la gente esté dispuesta a pagar los 1.50 CUC que ETECSA blande como su tarifa estrella. Es increíble que la sed de información, de verdad y de belleza los haya tocado de una manera irreversible. Es increíble, es triste por lo tarde… pero es, innegablemente, bueno. Porque “la verdad, una vez despierta, ya no vuelve a dormirse jamás.”

Manuel Roblejo Proenza
Graduado en la Universidad de Oriente de Ingeniería en Telecomunicaciones, y en la calle de Escritor. Bayamés de pura cepa. Más cerca de los míos que nunca antes, porque nunca antes les hice tanta falta
manuel-roblejo-proenza

Evalúe esta noticia

Cargando ...

comentarios

En este sitio moderamos los comentarios. Si quiere conocer más detalles, lea nuestra Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ta

Eso
Ta

YU

Muy bueno tu resumen, yo soy de ese barrio y se me fue el mundo cuando quitaron la del policlínico. Pero bueno, de a poco pero se ve!.
Gracias!
YU

Robert lyva

Excelente tienes alma de buen escritor…
Robert lyva

Machenko

Que en Cuba el principal problema es que la inmensa mayoria no piensa profundamente en su futuro, yo cuando me fui tenia 25 años y siempre saque una cuenta elemental si mis padres ingenieros los dos se han comido un cable de titanio, si sus amigos se han comido otro cable, si se jubilaron despues de 30 años de trabajo con 15 dolares al mes, si hasta los que fueron a Angola andan vendiendo mani, si hasta los que han sido vanguardias por su trabajo se jubilan con 15 dolares, si la inmensa mayoria han llegado a su vejez con una miseria de tres pares pues entonces eso mismo me iba a pasar a mi, yo soy yo y mis circunstancias y si no las cambio a ellas no me cambio yo. Yo me maravillo como muchos dejan su vida pasar y hasta tienen fe que les va a ir mejor y al final nada, no hay avanzes ninguno. Y mas incomodo resulta ver a algunos pasandose la vida analizando que es un verdadero revolucionario jajajaja en estos momentos el unico verdadero revolucionario es el que emigra, ese si revoluciono su vida.
Machenko

Manuel Roblejo

A todos, gracias por comentar. Abrazos.
Manuel Roblejo

Mercado Informal de
Divisas en Cuba (Tiempo Real)

toque_logo_white
1 EUR122.00 CUP
+2
1 USD110.00 CUP
1 MLC120.00 CUP
calendar_icon

CUBA

elTOQUE SUGIERE

test