hombre, ordenador

Foto: elTOQUE

A un año de contar Historias al Oído

4 / julio / 2023

La Habana, Marianao, 6:07 a. m. Julio se remueve en la cama cuando escucha una notificación en su teléfono. Es un mensaje de WhatsApp que contiene un audio ultracomprimido. A esas horas los datos móviles funcionan mejor para descargarlo.

Ha dormido mal. Su mamá, una señora de 76 años que padece Alzheimer, se cayó en el baño y pasó la noche intranquila. 

Ser ciego en Cuba no es sencillo, Julio Vargas lo es. Desde hace 20 años vive solo con su madre en la casa que heredaron de la familia. La ayuda que reciben de dos de sus primas residentes en el extranjero alivia la carga, pero nadie escapa de la crisis en Cuba. A Julio se le duplica el desafío de emprender una reparación en el hogar, de buscar los alimentos, de mantener la higiene adecuada para una persona anciana. 

Son las 6:20 a. m. y el joven de 35 años, que ama la radio y que alguna vez fue un estudiante de Ingeniería informática, no volverá a conciliar el sueño. Se levanta con teléfono en mano y, antes de preparar el desayuno, reproduce el audio que ha descargado.

Entre el olor a café mezclado y un poco de aire que comienza a entrar por la ventana, se escucha: «Hola, hola, soy Luis Miguel Cruz, “El Lucho”, y esto es Historias al Oído, el podcast semanal de elTOQUE, donde narramos textos periodísticos sin teque ni lequeleque…».


Historias que se cuentan al oído

Las historias de elTOQUE comenzaron a contarse en otro formato el 4 de julio de 2022. El podcast Historias al Oído nació con la intención de alcanzar un público diferente, las personas con discapacidad visual y quienes prefieren la narración oral. 

La voz escogida para contar Cuba y a los cubanos pertenece a un viejo conocido de los medios de comunicación en Cienfuegos, Luis Miguel Cruz, graduado de Filología Hispánica de la Universidad Central de Las Villas en 2000.

El Lucho, como se le conoce, trabajó en la emisora Radio Ciudad del Mar en programas como Buenas noches, Caribe, Andando y Desde aquí Cienfuegos. Allí también dirigió Cita con la juventud, Como el primer día, Unicornio, Megahits 98.9 y el humorístico multipremiado Efectivamente, escrito por Carlos Fundora, creador del grupo humorístico La Leña. 

En el telecentro local, Perlavisión, fue el primer director del noticiero Notisur y del espacio juvenil De Joven a Joven. Además, prestó su voz para diferentes espacios como Semilla nuestra y el informativo Impacto.

Tras más de una década en los medios cubanos emigró a California en 2010. En Estados Unidos, siguió el vínculo con canales como Univisión y Telemundo, pero terminó dedicándose al magisterio. Ahora enseña español como lengua extranjera o segunda lengua. Ha ayudado a muchos estudiantes de bachillerato, universidad y jubilados a mejorar su español, a escribir y a hablar con fluidez.

Para elTOQUE trabajó antes en una serie audiovisual con caricaturas del ilustrador Wimar Verdecia sobre las protestas del 27 de noviembre de 2020, las del 11 de julio de 2021 y la Marcha Cívica por el Cambio en Cuba de noviembre de 2021.

En un año, Luis Miguel ha narrado 47 historias en formatos simple y complejo; en ocasiones solo predomina su voz y en otras la realización del episodio es más elaborada —puede incluir fragmentos de testimonios y otros recursos sonoros—.

Todos los podcasts los produce en casa. Dispone de equipamiento, acústica y software para hacer una narración profesional desde su estudio, donde —además de Historias al Oído— imparte clases virtuales y graba audios para sus estudiantes. Prefiere las tardes para grabar porque ha calentado la voz.

«Un locutor es como un deportista de alto rendimiento. Para lograr tu mejor actuación tienes que entrenar y entrenar bastante. Para ello comienzo el día meditando», explica.

La relajación, articulación, dicción y respiración diafragmática las trabaja con ejercicios especializados. Una vez que graba, también se encarga de la edición y de la posproducción.

Las manos tras las Historias

Para escoger el texto a narrar, Luis Miguel sigue dos criterios: audibilidad y balance temático. «Hay textos que mientras los leo en silencio se escuchan bien. Entonces, me digo: “este lo voy a narrar”».

Ha contado piezas como «Tenemos derecho a regresar», del jurista cubano Julio Fernández Estrada, el más escuchado hasta el momento en la plataforma de podcasts iVoox.

También recuerda episodios de complejidad como «Vivir de la basura» (I y II), «Homenaje a Pablo Milanés en Cuba y España: aun en la nostalgia habrá belleza» y «La carretera como segundo hogar: una mujer en el mundo de las rastras». En estos, la música y los efectos sonoros se convirtieron en personajes.

Los autores cuyos textos han sido seleccionados para Historias al Oído agradecen la nueva vida que su obra cobra a través de la narración. 

«La entonación, el tono y otros elementos que utiliza Lucho al contar las historias, incluso fragmentos de audio que permiten presentar a nuestros entrevistados con su propia voz —dice Rachel Pereda—, transmiten de un modo muy cercano lo que se narra y es capaz de transportarnos a ese contexto descrito con palabras y al mismo tiempo crear atmósferas y despertar la imaginación del público».

Para el historiador Leonardo Fernández Otaño y la periodista Laura Seco el proyecto posee una dimensión inclusiva y apuesta por la diversidad.

«Un texto con vida es una alegría para su autor», sentencia la periodista y editora Glenda Boza Ibarra, quien aprecia en este formato la posibilidad de realizar varias tareas mientras se escucha.

La migrántologa Loraine Morales aborda temáticas demográficas en sus textos. La narración hace que los datos que brinda sean más livianos para el público y se transmitan de manera más impactante y comprensible.

Ella comenta que «en lugar de presentar los datos, la narración brinda contexto, transmite emociones, logra una conexión humana con estos textos que son un poco más complejos».

A Litzie Álvarez Santana la narración del trabajo «Boxeo femenino en Cuba: ¿mejor tarde que nunca?» sobre la pugilista Namibia Flores la transportó a sus tiempos en la radio y a la magia que encuentra en el sonido. Mientras tanto, el locutor disfruta cómo los autores logran combinar un buen desarrollo del tema con una escritura coloquial.

Sin embargo, para el equipo que realiza el podcast Historias al Oído lo distintivo y más importante es el público al que poco a poco logran llegar: las personas con discapacidad visual. 

¿Quiénes escuchan las Historias?

Para reproducir los episodios de Historias al Oído, Julio Vargas utiliza la opción de lectura de pantalla que en teléfonos iPhone se llama VoiceOver y en Android, Talkback. 

La herramienta le describe cada acción que realiza en su dispositivo. Con cada deslizamiento obtiene información sobre las acciones que puede realizar en las diferentes aplicaciones. También le informa sobre el estado de la batería, la cantidad de mensajes nuevos, una notificación de un estreno de Luis Dener en el canal de YouTube.

Julio creó el 27 de diciembre de 2021 el grupo «Podcast y más», que agrupa a más de una docena de participantes. La mayoría son personas ciegas o débiles visuales que comparten contenido de audio para mantenerse informados y disfrutar en su tiempo libre. En el grupo comparten Historias al Oído. 

A César, uno de los miembros del grupo, lo conmovió particularmente el episodio «La Caridad del Cobre en Miami: una historia de dos orillas», porque es devoto de la Virgen y nunca ha podido visitar El Cobre. Él quisiera pedir: «por todo lo que los cubanos merecemos, por todo lo que tanto queremos y por lo que yo sé se nos va a dar».

Lo que destaca Lázaro Duarte, también integrante del grupo, es que el podcast muestra la realidad del día a día del cubano. Al cienfueguero Rolando Requesén, en cambio, Historias al Oído le parece largo y a veces lo aburre. Carlos Andrés añadió Historias al Oído a su Pocket Casts, aplicación gratuita para podcasts, y para él lo más significativo es la narración de El Lucho.

Los comentarios y sugerencias de quienes pertenecen al grupo «Podcast y más» retroalimentan el proyecto de elTOQUE. Ellos envían mensajes de voz con su opinión, señalan lo que se puede mejorar sin medias tintas. «Son una Cuba pequeña —según Luis Miguel Cruz— que cabe en el altavoz de un celular».

¡Ayúdanos a poner voz y sonido a nuevas historias!

Tu contribución es esencial para continuar haciendo Historias al Oído. Cualquier apoyo es útil y contribuye a que podamos seguir contando la realidad de Cuba y los cubanos en este formato.

Evalúe esta noticia

cargando ...

comentarios

En este sitio moderamos los comentarios. Si quiere conocer más detalles, lea nuestra Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ileana

Me encantó el trabajo, es una lectura obligada cuando no entiendes mucho sobre medios de comunicación, además de penetrar en puntos bien sensibles de cubanos y especialmente cienfuegueros.... gracias a todos por todo 🍀
Ileana

MERCADO INFORMAL DE
DIVISAS EN CUBA (TIEMPO REAL)

toque_logo_white
1 EUR
330.00 CUP
-5
1 USD
315.00 CUP
-5
1 MLC282.00 CUP
-3
Calendar iconCUBA
test
bell-notification

No te pierdas nuestras novedades

Suscríbete a las notificaciones y entérate al instante de todo lo que tenemos para ti: breaking news, alertas de mercado, transmisiones en vivo ¡y más!

No te pierdas
nuestras novedades

Suscríbete a las notificaciones y entérate al instante de todo lo que tenemos para ti: breaking news, alertas de mercado, transmisiones en vivo ¡y más!

bell-notification