Foto: Jorge Beltrán

Foto: Jorge Beltrán

¿Cuánto costará la cena de fin de año en Cuba?

23 / diciembre / 2021

El precio de la comida en Cuba ha subido, más en los últimos meses; eso no es secreto para nadie. Entre noviembre y diciembre de 2021, unos 21 textos fueron publicados en medios cubanos sobre esta situación.

Para las autoridades cubanas, el problema también es conocido. En octubre de 2021 en un informe a los diputados, Marino Murillo Jorge, entonces jefe de la Comisión Permanente para la Implementación y Desarrollo reconoció que «la inflación minorista ha sido la principal desviación de la Tarea Ordenamiento; los costos de la canasta de bienes y servicios de referencia casi duplican los números diseñados, mientras la capacidad de compra que dio la reforma salarial se ha visto “muy afectada”, fundamentalmente en los sectores de menos ingresos».

Desde antes del ordenamiento, nuestro equipo ha monitoreado los precios de algunos alimentos como parte del proceso de investigación del especial multimedia «El drama de la comida en Cuba». En octubre de 2020 pedimos a los usuarios que nos ayudaran a establecer un mapa de precios de productos de la canasta básica en Cuba, tanto en el mercado formal como en el informal. Este último es el más recurrente en el país ante la poca oferta y las largas colas en el oficial. En ese momento recibimos 37 respuestas.

En mayo, cuatro meses después de iniciar ordenamiento y luego de la reforma salarial, volvimos a pedir a los usuarios que contribuyeran a actualizar los precios de los alimentos. Con estos datos publicamos una calculadora en la que los seguidores de elTOQUE podían comprobar cuánto costaba a una familia adquirir los productos básicos que necesitaban para un mes.

En diciembre de 2021, actualizamos de nuevo los precios, con ayuda de 47 lectores de todas las provincias del país. Te invitamos a que utilices nuestra calculadora de precios, con estos datos recientes. Para ello deberás seleccionar el número total de personas que conviven en tu casa y el monto total del que dispones para hacer la compra. Luego podrás «comprar» tus alimentos, seleccionando como mínimo uno de cada uno de los grupos alimenticios.


Este seguimiento colaborativo durante un año nos ha permitido registrar algunas tendencias en tres indicadores en particular: disponibilidad, costo y distribución. Veamos algunas de ellas en siete productos tradicionalmente imprescindibles en la dieta cubana: arroz, frijoles, carne de cerdo, pollo, huevo, leche y tomate.

El arroz es uno de los productos que menos ha variado, de acuerdo a nuestros usuarios. Con precio de 25 pesos la libra en octubre de 2020, hoy el precio máximo es de 70 pesos la libra, reportado en Holguín. Sin embargo, ha sido común en cada una de estas encuestas la queja de los usuarios por su poca disponibilidad, que entre abril y junio de 2021 fue noticia en medios oficiales e independientes.

Los frijoles negros se encontraban a un promedio de 30 pesos la libra en nuestra primera encuesta. Para mayo, el rango de precio había aumentado hasta los 60 pesos, con un reporte de 70 en la Isla de la Juventud. Hoy el rango de precio alcanza desde los 80 hasta los 100 pesos la libra, siendo 90 pesos el precio en el que coincidieron el mayor número de usuarios. Los frijoles negros han triplicado su precio en el lapso de un año.

El aumento de precio más importante es el de la carne de cerdo. En octubre de 2020, una libra de este producto se encontraba entre 45 y 70 pesos. A cuatro meses del «ordenamiento» se podía encontrar en 150 (precio más alto reportado por usuarios en Las Tunas), con diferencias relevantes por provincias. Por ejemplo, en Artemisa y Sancti Spíritus el precio estándar era 70 pesos la libra, mientras que en Pinar del Río era 100. En nuestro último cuestionario notamos que los precios son muy similares en toda Cuba, encontrándose entre 180 y 230 pesos la libra, con 200 como valor más frecuente en casi todas las provincias. Un usuario de Las Tunas reportó un precio de 300 pesos por una libra de carne de cerdo.

También coinciden los usuarios en la falta de disponibilidad de este producto en todo el país. Con las fiestas de fin de año, la preocupación de muchos cubanos sobre la posibilidad de acceder a este producto, antes habitual, se ha expresado en las redes sociales. Tanto que Osvaldo Surí González, coordinador de programas del Gobierno provincial de Cienfuegos, declaró en un reporte del Telecentro Perlavisión que «la carne de cerdo, cruda, en cantidades y en libras, no se puede vender en ningún lugar porque no existe. No existe. No existe en la provincia».

Por su parte, el economista Pedro Monreal destacó en Twitter en octubre que «el aumento del precio de las carnes populares de la ganadería nacional (…) las ha convertido en alimentos de “alta gama”».

El pollo también ha aumentado considerablemente su precio en el mercado informal. Con reportes de nuestros usuarios de entre 30 y 45 pesos la libra en mayo de 2021, se ha colocado hoy entre 45 y 70 pesos. En Guantánamo, un usuario reportó la libra de pollo a 145 pesos.

A diferencia de nuestras primeras encuestas, en las cuales el precio tendía a ser mayor en las provincias occidentales, en esta ocasión, nuestros usuarios declararon costos similares en todas las provincias y una importante dificultad para acceder a él.

En octubre de 2020, usuarios reportaban el valor de un huevo entre 2 y 4 pesos. En mayo el rango aumentaba desde los 4 hasta los 8 pesos por unidad. Hoy se reportan pagos de 12 y 15 pesos por huevo en Camagüey. Lo mismo pasa con el cartón de huevos, que en un año ha subido de 60 a 75 pesos en octubre de 2020, hasta 300 el cartón en mayo de 2021 y hoy los holguineros lo pueden comprar por un precio de 600 pesos, lo cual significa un aumento de hasta diez veces su precio.

De forma similar sucede con la leche en polvo. De 250 que costaba la bolsa en mayo de 2021, hoy el precio promedio son 400 pesos y en provincias como Matanzas alcanza los 600. Además, nuestros usuarios coinciden en que es cada vez más difícil encontrar leche a cualquier precio.

Cuba vive su peor crisis económica desde 1993. Debido al impacto de la pandemia y a otros factores, entre los que se encuentra el reforzamiento del bloqueo/embargo estadounidense y la ineficacia de políticas económicas internas, ha aumentado la escasez y los alimentos se vuelven más inaccesibles.

El ministro de Economía, Alejandro Gil, expresó en octubre que «el camino no es topar (los precios) porque esto soluciona el problema solo por un tiempo». Mientras tanto, el proceso inflacionario continúa, incluyendo un alza de precios que hoy se estima de un 500 %.

Las medidas para revertir la situación no se vislumbran a corto plazo, se sigue apelando a la conciencia de los actores productivos. Durante el último Pleno del Comité Central del Partido Comunista en diciembre de 2021 el presidente cubano Miguel Díaz-Canel dijo: «hay dos medidas que son indispensables acometer de inmediato (…): ir a una discusión política con todos los productores y comercializadores, y convencerlos de la necesidad de en las circunstancias actuales renunciar a un determinado nivel de rentabilidad o ganancia particular o colectiva, en función de bajar precios y que la población tenga precios más asequibles».

«La otra es cómo organizamos al propio pueblo para que el pueblo haga control popular sobre los precios, y que enfrente, junto a los funcionarios públicos y las instituciones que están para eso, lo que sea excesivo en materia de precios», anunció.

Este contexto ha profundizado desigualdades existentes y ha creado otras nuevas. Según los últimos resultados de nuestra encuesta, se puede apreciar un aumento significativo de los precios de los productos, una disminución en la disponibilidad y una relativa estandarización de precios en varias provincias, cuando tradicionalmente el valor de los alimentos ha variado en correspondencia con índices de desarrollo territoriales.

Este fin de año, un ciudadano cubano, para adquirir tres libras de arroz, tres de frijoles, tres de carne de cerdo, dos libras de tomate, una libra de limón y una bolsa de leche en polvo, gastará el equivalente a 3 393 pesos cubanos, si compra en el mercado informal o privado. Esto representa casi 1 300 pesos más que un salario mínimo. Si la persona recibe una pensión de 1 528 pesos mensuales (según lo estipulado en la Gaceta Oficial Extraordinaria no. 69), solo podrá adquirir la cuota básica y cinco libras de arroz, cinco de frijoles, tres libras de pollo y 20 huevos en el mercado informal para pasar el mes, luego de lo cual le quedarían 300 pesos de su pensión.

Ante esta situación, cabe la pregunta, ¿cómo podrán comer las familias más vulnerables si los precios siguen subiendo? ¿Qué comerán esas personas este fin de año?


TAMBIÉN TE SUGERIMOS




Promo DeFactoBot.jpg


Yerys M. García
Licenciada en Periodismo por la Universidad de La Habana (2014). Master en Comunicación para el Desarrollo y Cambio Social por la Universidad de Sussex en Reino Unido (2018). Investigadora en temas de comunicación para el desarrollo y y cambio social.
yerys-m-garcia

Evalúe esta noticia

Cargando ...

comentarios

En este sitio moderamos los comentarios. Si quiere conocer más detalles, lea nuestra Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mercado Informal de
Divisas en Cuba (Tiempo Real)

toque_logo_white
1 EUR200.00 CUP
+2
1 USD200.00 CUP
1 MLC196.00 CUP
calendar_icon

CUBA

elTOQUE SUGIERE

test