anciana tomates mano

Foto: elTOQUE.

«Resistencia» precaria. ¿Cuánto cuesta comer en Cuba?

12 / enero / 2023

Cada mañana Lianet Cruz despierta sin algo que ofrecer de desayuno a sus hijas. Muy temprano llega su «salvador», un vendedor de pan «con precios caros, pero que le resuelve la merienda escolar». Esta madre cubana tiene dos hijas. Una de 5 años y otra de 9. Vive en Santiago de las Vegas, municipio Boyeros. Al comienzo del día debe pagar 150 pesos por una bolsa de seis panes —el precio puede ser mayor en algunas zonas de la capital según denuncias recientes—. Lianet ha llegado a gastar «entre 700 y 800 pesos» en un día, para garantizar «alimentos esenciales». El salario medio en Cuba informado oficialmente es de 4 142 pesos.

Mientras las autoridades cubanas auguran un 2023 de nuevas oportunidades, Lianet hace el recuento de sus gastos en alimentos. «Un paquete de pollo de 10 libras cuesta 2 500. Otras veces, cuando logras reunir el dinero y sales a buscarlo, no aparece. Y ni hablar del almuerzo, eso lleva magia». Considera que en el último año «los precios no han dejado de aumentar. Gasto más y me alimento peor».

«Lo más difícil es el plato fuerte de la comida y lograr completar la merienda de las niñas. El paquete de galletas vale 220 pesos y uno pequeño de refresco instantáneo (litro y medio) alrededor de los 90 pesos», dice pensando en sus hijas. «A la escuela no pueden llevar dulces porque no hay azúcar y cuando aparece está a 100 o 150 pesos la libra en el mercado informal. Por el Estado no se encuentra nada».

Entre los productos que más necesita menciona «el arroz que está perdido» y cuando lo encuentra es «supercaro». Del plato fuerte, «solo pollo y picadillo». También precisa que «comer huevo es un lujo». Un cartón de huevos alcanza los 1 500 pesos «por la calle»; mientras que la libra de carne de cerdo, en La Habana, puede rondar los 450.

La solución que encontraron en su casa es la misma que aplicaron sus padres en los años noventa durante el Período Especial: comer menos. «La prioridad son los niños y los demás nos conformamos con lo que quede. Al menos eso decidió mi familia». Lianet no se llama así. Prefiere no decir su nombre real porque «las cosas aquí [en Cuba] se ponen un poco mal cuando se expresa la verdad».

Cuba registró en noviembre de 2022 el tercer mayor incremento de precios de alimentos de los últimos 16 meses, «confirmando que la inflación nacional es principalmente “halada” por precios de alimentos», apuntó el economista cubano Pedro Monreal en Twitter.

Image

Claudia López es otra madre habanera. Reside en el municipio Centro Habana. Cuando no puede darle desayuno a su hijo de 9 años, no lo lleva a la escuela. «Si no puedo garantizar algo de desayuno, prefiero dejarlo en la casa. Me ha sucedido varias veces. Lo que estamos viviendo es una locura total».

Desde hace meses ella renunció a esa primera comida porque «es casi imposible reunir todos los días leche, yogur, pan»pero le preocupa su hijo, «su salud y alimentación». Asegura que «el pomo de yogur artesanal va por los 300 pesos y el kilogramo de leche en polvo está en 1 000», precisa a elTOQUE.

En medio de una profunda crisis de alimentos marcada por la carencia, la inflación de los precios y el desabastecimiento, varios medios anunciaron que el primero de diciembre comenzaría un nuevo sistema de venta para productos de las tiendas TRD y Caribe, a partir de horarios y fechas de compra, asignada por bodega, para cada núcleo familiar. Se definieron cinco productos controlados: pollo, picadillo, salchicha, aceite y detergente.

Controles, libretas de abastecimientos, números consecutivos, tickets son palabras recurrentes en el discurso oficial para hablar de la nueva medida que busca influir en «el enfrentamiento a coleros y revendedores»; una de las estrategias gubernamentales para afrontar la escasez. Sin embargo, semanas después de comenzar a implementar la medida, en el medio oficial del Partido Comunista en La Habana se refirió que la nueva estrategia estaba provocando malestar por desorganizaciones y falta de información.

El discurso partidista promete que 2023 será «un año de luchas y de esperanzas». Pero Claudia está «cansada de resistir» y reconoce que «adquirir alimentos es cada vez más insostenible para quien no tiene otra “búsqueda” o familiares en el exterior». Según datos de la estatal Oficina Nacional de Estadísticas e Información (ONEI), en octubre de 2022, los cubanos pagaron casi un 63 % más por su alimentación que hace un año.

«Nadie en Cuba quedará…»

11 de diciembre de 2020. «Tarea Ordenamiento: Nadie en Cuba quedará desamparado». Un titular recurrente, con palabras más o menos similares, asoma en la prensa oficial. Se habló de «la transformación de la economía» y de la eliminación gradual de «subsidios excesivos y gratuidades indebidas». Marino Murillo, quien era jefe de la Comisión Permanente para la Implementación y Desarrollo de los Lineamientos, señaló en octubre de 2020 que «si la dinámica del crecimiento de los salarios es más alta que la dinámica del crecimiento de los precios, entonces todos los que somos asalariados en el sector estatal quedamos mejor, y es lo que estamos diseñando». Justo después recalcó que «las pensiones de la seguridad social van a subir cinco veces», mientras Díaz-Canel hablaba de un aumento de los ingresos de los jubilados y del poder adquisitivo.

Yuniet Rojas recuerda esas declaraciones. Actualmente, su madre cobra cerca de 1 700 pesos como pensionada, pero «gasta en alimentos más de 4 000 cada mes». Precisa que si no fuera por la ayuda económica de su hermano y de ella, la madre «hubiera muerto» y que también «se le han afectado los nervios en esas colas», enfatiza. «Y eso que dijeron al principio de la reforma salarial que esta vez sí iba a dar un poquito más que la canasta básica, hasta para un “lujito”. Todavía lo recuerdo (…) y me explota todo», asegura Yuniet.

En marzo de 2021, Granma publicó que «más de 200 mil trabajadores fueron beneficiados con nuevos incrementos salariales». El artículo mencionaba también que 1 670 000 pensionados y 114 mil núcleos con ayuda de la Asistencia Social, «como uno de los objetivos de la Tarea Ordenamiento, debían percibir que mejoraron su situación».

Sin embargo, en agosto de 2022 la ministra de Trabajo y Seguridad Social, Marta Elena Feitó Cabrera, reconoció en el programa televisivo Mesa Redonda que los salarios y las pensiones no alcanzan. «Decir en estos momentos que los ingresos son suficientes sería totalmente falso. Son insuficientes, no solamente el salario, también las pensiones y las prestaciones de la asistencia social porque el salario ha perdido capacidad de compra. Eso es una realidad», precisó la funcionaria.

Según cifras de la ONEI, el índice de precios al consumo (IPC) tuvo en octubre uno de sus mayores crecimientos del año, con un 4.21 %. A finales de ese mes, los cubanos pagaban un 39.73 % más que un año antes por los bienes y productos que consumían. La inflación mensual superó los dos récords anteriores, mayo (3.55 %) y abril (3.54 %), acentuando la crisis de los alimentos.

Un video reciente de elTOQUE analiza que, «según el anexo oficial de precios mínimos y máximos, una persona jubilada con una pensión de 1 700 pesos— al comprar solo 4 libras de carne de cerdo para 15 días, 1 kilogramo de leche en polvo para el mes, 2 libras y media de frijoles, sumadas a la media libra de la cuota, para 15 días; más 1 litro y medio de aceite para completar con lo de la libreta los 2 litros para el mes, y 25 huevos que con los 5 de la cuota completan el cartón; le costaría en Ciego de Ávila, solo estos 5 productos, unos 3 786 pesos. Es decir, más del doble de la pensión mensual que percibe y el 91 % del salario medio informado oficialmente (4 142 pesos)».

La dieta, que no incluye otros productos básicos como arroz, pan, azúcar, frutas, viandas o vegetales, en provincias como La Habana, Matanzas, Cienfuegos y Santiago de Cuba puede sobrepasar los 4 500 pesos cubanos. «La cacería humana para poner comida en la mesa se me hace cada vez más insoportable», escribió en su perfil de Facebook la cubana Yordanka Battle Moré.

Soberanía alimentaria, más consignas sobre la mesa

El 8 de diciembre de 2022, el periodista y profesor José Luis Tan Estrada denunció la venta de huesos a la población. «Estos son huesos que le vendieron a la población en una tienda ubicada en la calle República de la ciudad de Camagüey».

«¿De qué soberanía alimentaria estamos hablando? ¿Cómo se puede ir a otro país a dar una conferencia sobre seguridad alimentaria y nutrición, mientras a tu gente les das sobras?», cuestionó el camagüeyano a raíz de la participación de Cuba en un foro sobre el tema celebrado recientemente en Panamá.

En ese contexto, el Gobierno cubano creó la Comisión Nacional de Soberanía Alimentaria y Seguridad Alimentaria y Nutricional dirigida por el primer ministro Manuel Marrero Cruz, una de las acciones previstas en la Ley 148 de «Soberanía Alimentaria, Seguridad Alimentaria y Nutricional» aprobada en octubre.

Sin embargo, antes de finalizar el año, el ministro cubano de Agricultura, Ydael Pérez, informó a la Asamblea Nacional del Poder Popular que las inversiones en ese sector, a término de septiembre, se encontraban en un nivel de ejecución del 27.8 % y las importaciones para esa inversión estaban al 4.6 % de su cumplimiento.

Entre las producciones incumplidas en 2022 se encuentra la carne de cerdo, un renglón en el que apenas se alcanzó el 18.6 % del plan previsto, según expresó el ministro de Economía, Alejandro Gil Fernández. A la agricultura, ganadería y silvicultura se dedicó solamente el 2.6 % de todo el dinero para inversiones; mientras que en el acápite que incluye la construcción de hoteles, el porcentaje ascendía al 33.5 %, refiere el informe de la ONEI.

Varios expertos coinciden en que las sanciones norteamericanas pueden generar dificultades para el comercio internacional cubano e incidir en la falta de financiamientos para inversiones a pesar de que el primer proveedor de carne de pollo es el propio Estados Unidos—. Pero la decisión de cómo invertir el dinero disponible es del Gobierno cubano que ha dedicado el 33 % al turismo y el 2.6 % a la agricultura.

El economista y especialista del Programa de Ciencias Sociales y Humanas de la Unesco, Pedro Monreal, recientemente refirió sobre el plan de estabilización macroeconómica del Gobierno cubano para 2023 que «el caso emblemático de necesidad urgente de cambio estructural en Cuba es el sector agropecuario. Se requiere apoyar una agricultura privada moderna. Probablemente sería el factor individual de mayor impacto positivo y duradero en la macro-estabilización del país».

En noviembre de 2022, Monreal advirtió que resulta «preocupante que, en medio de una situación de inseguridad alimentaria, el peso relativo de la inversión agropecuaria (…) sea 13 veces menor que el peso relativo de la inversión en servicios empresariales e inmobiliarios».

Diciembre y las «entregas especiales»

El final del año llegó con la promesa gubernamental de atenuar la carestía. Ferias gastronómicas y comerciales intentaron matizar las menguantes ofertas estatales en diciembre. Desde la prensa oficial, el gobierno de Cienfuegos prometió la venta de 8 libras de cerdo por familia, a 200 pesos por libra. El gobierno de Matanzas promovió la oferta de 5 libras de carne de cerdo, por núcleo familiar, a 190 pesos (al menos en la cabecera provincial y en la ciudad de Cárdenas). En la Isla de la Juventud, se expendería arroz a un precio de 40 pesos por libra. Pinar del Río también tendría feria.

Iniciativas similares se realizaron finalmente en la mayoría de las capitales provinciales. Las ventas de alimentos provocaron tensiones y grandes aglomeraciones que fueron denunciadas por varios internautas. Mientras algunos habaneros compartían imágenes de extensas colas desde la madrugada para adquirir carne de cerdo, otra internauta de Granma afirmó que muchos, como ella, no supieron acceder a los combos en venta a través de Internet.

«En ningún lugar le explicaron a la población que había que comprar a través de una aplicación (…) EnZona y claro todo es “por los humildes y para los humildes”», comentó sarcásticamente Eliza Rosmiry. Otra cubana, desde Las Tunas, aseguró haber obtenido carne de verraco como parte de la oferta estatal.

También en Santiago de Cuba se realizaron ferias. Muchos cuestionaron la organización y los horarios de las ventas, las malas condiciones de la carne e incluso la falta de conservación de los productos que estaban amontonados y sin refrigerar adecuadamente.

El director adjunto de la Empresa Cárnica Santiago, Noel Díaz Geli, aseguró que «el programa porcino en Cuba casi desapareció» y que en este mes «se garantizaron para los festejos de fin de año 800 toneladas de carne de cerdo con destino a la gastronomía». Sin embargo, resaltó que «para 2023 no se ha hecho un aseguramiento de esta carne».

Cada feria estuvo acompañada por fotos oficiales de las principales autoridades del territorio, lo cual provocó diversas críticas en las redes sociales. Un usuario comentó desde Bayamo: «Qué falta de respeto, como si venderle comida al pueblo fuera algo del otro mundo, eso debería ser normal. La comida nunca debería faltar en la mesa».

Image

Crisis de alimentos y precios al límite

Una investigación promovida por elTOQUE, en diciembre, ofrece resultados reveladores. A través del canal de Telegram, la encuesta alcanzó a más de 600 usuarios. Considerando los altos precios, muchos refieren que debieron prescindir de varios productos o reducir su consumo. En la lista los entrevistados incluyen especialmente la carne de cerdo (73 %), los lácteos (80 %), los huevos (71 %) y los alimentos elaborados con harina (65 %).

A partir de las respuestas de 623 participantes, la investigación arrojó que el 93 % de los participantes emplea más de la mitad de sus ingresos mensuales en alimentación. En ese porcentaje se incluye un 27 % que declara destinarlo casi todo a la compra de comida y le resulta suficiente; mientras el 31 % revela que, aunque dedica todos los ingresos a esos fines, no cubren sus necesidades.

Image

La investigación mostró que no existe una sola fuente para la compra de los productos y los cubanos acuden, sobre todo, al mercado informal que ofrece más opciones pero a precios muy elevados. Según el sondeo, el 54 % declaró que adquiere los alimentos en el mercado informal; el 20 % mediante la cuota normada, el 7 % en mercados agropecuarios y 12 % en tiendas MLC.

El 41.5 % de los encuestados mediante el formulario digital (123 usuarios) consideró que su alimentación en 2022 ha sido «deficiente»; mientras que otro 31.7 % la calificó de «muy deficiente». Solo un 28.5 % declaró que su acceso a los alimentos era «aceptable». De tales resultados se puede inferir que más del 70 % de los participantes está inconforme o reconoce que enfrenta dificultades para sostener una alimentación adecuada.

Image

También ha cambiado la frecuencia de las comidas debido al desabastecimiento y a los altos precios. De los encuestados por el medio, el 39.3 % refirió que realiza dos comidas al día, el 9 % solo una; mientras que el 33.6 % declara realizar tres.

Otra madre afirmó a elTOQUE que «el costo de la alimentación hoy en Cuba es en extremo preocupante. Tengo dos niñas, una de 3 y otra de 6 años. El pan, la leche y los huevos que comen son los de la cuota normada porque en el mercado informal el precio es inaccesible para una trabajadora asalariada como yo. Las tiendas en MLC no existen para mí. No me considero entre los de peor situación económica y aun así he tenido que eliminar de mi dieta bastantes alimentos al punto de sentir que me estoy mal alimentando».

La lista de los alimentos que se han encarecido, según la encuesta, incluye productos como la carne de cerdo y el pollo, los huevos y productos elaborados con harina de trigo como panes y galletas. También el azúcar y los lácteos (muy difíciles de encontrar según respondieron varios encuestados).

Los datos oficiales presentan una parte de esa realidad compleja. Por ejemplo, los frijoles negros y la carne de cerdo, según la ONEI, son los productos que registraron una mayor variación en los precios en octubre de 2022. En septiembre, la carne de cerdo se cotizó en un promedio de 362 pesos por libra y, un mes después, ese promedio se disparó a 390. El precio máximo que alcanzó en septiembre fue de 400 pesos y de 450 en octubre.

De modo general, la mayor angustia es no poder garantizar en los hogares las necesidades de las personas más vulnerables: niños, ancianos, enfermos y personas con necesidades especiales. Uno de los encuestados así lo refiere: «Lo más preocupante para mí ha sido perder la posibilidad de desayunar, tanto mi nieto de 8 años como yo con 57».

La inflación del precio de los alimentos alcanzó en 2022 un récord histórico. Desde la oficialidad, palabras como «seguridad alimentaria» y «soberanía alimentaria» articulan la retórica del Gobierno cubano para el nuevo año. Se vuelve la mirada hacia la agricultura urbana, suburbana y familiar.

Sin embargo, a 35 años de la promulgación de ese movimiento, se sigue hablando de diseñar «acciones gubernamentales, políticas, empresariales y técnicas, que permitan utilizar el potencial de la agricultura urbana en la producción de alimentos para la población». La narrativa ha comenzado a caminar de la mano de la propaganda oficial. Más allá de los discursos, los cubanos que subsisten y se alimentan de modo precario necesitan soluciones efectivas sobre la mesa.

toque-promo

Si crees que nuestro periodismo es relevante para Cuba y su pueblo, queremos que sepas que este es un momento crítico.

Detrás de cada publicación hay un equipo que se esmera porque nuestros productos cumplan altos estándares de calidad y se apeguen a los valores profesionales y éticos.

Pero mantener la vigilancia sobre el poder, exigir transparencia, investigar, analizar los problemas de nuestra sociedad y visibilizar los temas ocultos en la agenda pública; es un ejercicio que requiere recursos.

Tú puedes contribuir con nuestra misión y por eso hoy solicitamos tu ayuda. Selecciona la vía que prefieras para hacernos llegar una contribución.

Evalúe esta noticia

cargando ...

comentarios

En este sitio moderamos los comentarios. Si quiere conocer más detalles, lea nuestra Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tania maceda

Y cada día la situación de la alimentación es más precaria,la gente se enfermara y morirá ,sobre todos los ancianos, los niños no tendrán el desarrollo y tamaño que deben de alcanzar Nila capacidad para poder estudiar,este tema es muy serio,las embarazadas no podrán llevar a terminó su gestación ,nacerán bebés bajo de peso,esto es una crisis humanitaria,SOS Cuba, pedimos ayuda a todos los organismos internacionales.

Sanson

Los "organismos " lo que ven es gente conforme con su mala vida. Que se presta para la farsa de las elecciones Que va a las concentraciones y que no protesta ni hace huelgas. Incluso cuando se les pregunta se hacen los locos para no decir lo mal que vivien Asi no se puede pedir ayuda a nadie

Yeni

Aquí todos vamos a morir, ya sea por el infarto que nos dará de tanto disgusto, por lo mal que nos estamos alimentando o porque pasamos las enfermedades en casa sin ir al medico por que sabemos que ir al médico es por gusto, no hay de nada y a muchos no les importa tampoco, todo esta corrupto todo. Esto es sálvese quien pueda. Yo tengo 28 años y no pienso tener hijos, no puedo traer un niño a este mundo para después no saber como voy a vestirlo, que le voy a dar de comer y si se me enferma no poder curarlo. Qué horror!
Yeni
Sanson
Tania maceda

angel julio alvarez garcia

Agradecido estoy si alguien explica el tema inflación en términos prácticos. Si todo ha subido más de 5 veces su precio: por qué se habla de 43 por ciento de inflación? Yo entiendo que cada vez que un producto duplica está subiendo 100 por ciento su valor. Evidente que no entiendo y agradecería cualquier ayuda al correo. Gracias.

Jaime

Porque el gobierno te miente… otra vez
Jaime
angel julio alvarez garcia

MERCADO INFORMAL DE
DIVISAS EN CUBA (TIEMPO REAL)

toque_logo_white
1 EUR370.00 CUP
1 USD360.00 CUP
1 MLC300.00 CUP
Calendar iconCUBA
publicidad_banenr
test
bell-notification

No te pierdas nuestras novedades

Suscríbete a las notificaciones y entérate al instante de todo lo que tenemos para ti: breaking news, alertas de mercado, transmisiones en vivo ¡y más!

No te pierdas
nuestras novedades

Suscríbete a las notificaciones y entérate al instante de todo lo que tenemos para ti: breaking news, alertas de mercado, transmisiones en vivo ¡y más!

bell-notification