cajas de pollo

Importaciones y equilibrio interno en Cuba

31 / octubre / 2023

Acostumbrada a un desempeño discreto, la economía cubana ha atravesado un lustro tormentoso. Luego de casi tres décadas con tasas oficiales de inflación de un solo dígito, el rápido aumento de los precios y la pérdida de valor de la moneda nacional están en el centro de las preocupaciones de los ciudadanos. 

¿Es la inflación el problema o un síntoma de complicaciones más profundas?

En los factores explicativos del fenómeno se han ponderado con mayor frecuencia los aspectos relacionados con la demanda, incluidas decisiones de política económica interna como el denominado ordenamiento monetario en 2021. Sin embargo, la combinación de tasas de inflación muy superiores a los niveles precrisis, estimadas en valores de tres dígitos , junto al hundimiento del producto interno bruto (PIB) y su lenta recuperación sugieren un papel primordial para perturbaciones en la oferta agregada. 

Esta explicación complementaria no desdeña las consideraciones sobre el proceso de eliminación del peso convertible, el incremento de la oferta monetaria y los consiguientes efectos sobre la demanda. Por el contrario, llama la atención sobre otros factores que redondean la comprensión sobre el fenómeno actual y sus posibles soluciones. En su condición de país en desarrollo con severas limitaciones en el acceso al financiamiento externo, la economía cubana se caracteriza por la fuerte influencia de la balanza de pagos en los equilibrios domésticos. Las perturbaciones externas, ya sean comerciales o financieras, tienen un impacto notable en la determinación de la dinámica del PIB y el nivel de precios domésticos. 

Una causalidad que se manifiesta de forma particularmente aguda en Cuba es la supeditación del nivel de la oferta agregada a la disponibilidad de divisas, en lugar de la capacidad productiva. Sin moneda extranjera (dólares y otras) se reducen las importaciones, lo que incide tanto en la producción interna (a través de la menor disponibilidad de bienes intermedios), como en la oferta de bienes de consumo finales. Diversos estudios sobre crecimiento económico en Cuba han encontrado que las importaciones tienen un alto poder explicativo de la dinámica del PIB, a partir de su efecto en el aprovechamiento de otros factores productivos. Por ejemplo, la escasez de energía reduce el aprovechamiento de la capacidad instalada y de la fuerza laboral. Como esas restricciones son recurrentes en el caso cubano, su efecto queda identificado en esas investigaciones. 

La reducción de las importaciones tiene otra arista: su influencia sobre el equilibrio macroeconómico interno, a partir del impacto desproporcionado que tienen las compras externas en la oferta agregada. Los datos apuntan a que la contracción del volumen de las importaciones viene acompañada de un ajuste significativo en la variación anual del PIB, el tipo de cambio y las tasas de inflación. 

En la Tabla 1 se aprecia la relación entre los indicadores. En crisis anteriores, se observa un patrón similar. La caída de las importaciones representa el ajuste externo. La actividad productiva doméstica cae ante la escasez de materias primas y se reduce la disponibilidad de bienes finales importados. Como consecuencia, se incrementan los saldos monetarios en el sector de los hogares, los que presionan a los precios. Ante la rigidez de los precios formales, se desarrolla un mercado informal que funciona como mecanismo de ajuste complementario, y en el que se expresan los desequilibrios existentes en toda su magnitud. 

Hay que añadir que, debido a las características únicas del modelo cubano, es poco probable que los precios internos (de cualquier tipo) se ajusten para acomodar completamente los choques externos. Otros mecanismos también cumplen esa función, tales como la escasez física de productos, las colas, la proliferación de mercados paralelos informales y las devaluaciones implícitas. Por ejemplo, en 2001-2002 (impacto negativo de los atentados de las Torres Gemelas en el turismo), aumentó el tipo de cambio de CADECA hasta un nivel que el Gobierno consideró inaceptable y decidió mantenerlo fijo a partir de entonces; y también repuntó la inflación. En 2008-2009, el tipo de cambio oficial permaneció constante, sin embargo, el CUC perdió la convertibilidad en el sector empresarial y aumentaron los impagos a proveedores e inversores extranjeros. 

En la actualidad, se constatan nuevas características que acentúan los efectos comentados. Tanto el sector privado como el mercado informal representan una parte mayor del consumo total de las familias. Desde principios de la década pasada, las importaciones de mercadería individual ganaron espacio en el consumo de los hogares. Desde 2020, el sector privado accede (con limitaciones) al comercio exterior. Según cifras oficiales, el ritmo de los primeros meses de 2023 augura que el sector haría compras en el exterior por unos mil millones de dólares (Cubadebate, 2023), sobre todo de productos finales, una parte importante de los cuales son alimentos. Cualquier incremento de sus compras en el exterior alivia la escasez, pero presiona enormemente sobre el valor de la moneda en el mercado cambiario informal. Cuba tiene hoy más mercado en el consumo de los hogares, pero no ocurre así en los mercados de factores. Por lo que es comprensible que los desequilibrios se expresen con particular fuerza en el primero, donde los precios son más «libres». 

Con poca fortuna, el volumen de las importaciones ha caído durante siete años consecutivos desde 2016. En algunos productos, los descensos son notables, como en los alimentos, los combustibles y las materias primas para la actividad agropecuaria (Tabla 2).

La situación deja varias lecciones inmediatas. La sustitución de importaciones, como opción de política presente en los discursos, ha fracasado. No se ha avanzado ni en bienes intermedios ni en consumo final. La agricultura va en caída libre. Tampoco hay progreso en competitividad externa. Se apostó a un esquema de venta de servicios profesionales (sobre todo de salud y mediante envío de personal), que dependía más de aliados externos que de desarrollar capacidades endógenas. Esos servicios tampoco lograron encadenamientos hacia el sector productivo doméstico. Además, se cosecha lo que se ha sembrado en el sector privado. La realidad es que es más beneficioso importar que producir en el país. Sin unas expectativas de rentabilidad razonables ancladas en un marco legal previsible y libre de arbitrariedades, el rentismo es una opción más segura. Dicho de otra manera, Cuba se empobrece en relación al resto del mundo, y las variables macroeconómicas internas se ajustan para reflejar esa realidad. 

Por último, la brecha entre oferta y demanda es tan pronunciada, tal y como se desprende de la tendencia de los precios, que un plan de estabilización tradicional tendrá limitado alcance a menos que opte por un ajuste brusco, que también supone riesgos políticos. Llevar la demanda al nivel actual de oferta será doloroso. Si se consigue, los hogares van a notar el problema de fondo con claridad. La inflación se moderará, pero el acceso a la canasta de consumo seguirá siendo muy limitado.


Puedes acceder a este y otros objetivos de manera exclusiva a través de la suscripción al boletín de OMFi.





toque-promo

Si crees que nuestro periodismo es relevante para Cuba y su pueblo, queremos que sepas que este es un momento crítico.

Detrás de cada publicación hay un equipo que se esmera porque nuestros productos cumplan altos estándares de calidad y se apeguen a los valores profesionales y éticos.

Pero mantener la vigilancia sobre el poder, exigir transparencia, investigar, analizar los problemas de nuestra sociedad y visibilizar los temas ocultos en la agenda pública; es un ejercicio que requiere recursos.

Tú puedes contribuir con nuestra misión y por eso hoy solicitamos tu ayuda. Selecciona la vía que prefieras para hacernos llegar una contribución.

Evalúe esta noticia

cargando ...

comentarios

En este sitio moderamos los comentarios. Si quiere conocer más detalles, lea nuestra Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fransua

Basura, muchas de las noticias son incongruente y falta de veracidad e investigación, la realidad está en vivirla y ustedes piden a pollo por paypal como si eso fuera el medio de vida para hacerse rico no joda

Sanson

Lo que se pide por paypal es APOYO. El pollo es lo que dan a veces por la Libreta
Sanson
Fransua

Nelson

El artículo me parece excelente y arroja un panorama perturbador que es la verdad. Aún se pueden hacer varias cosas por parte del gobierno para salvar a la nación pero necesita de un profundo cambio pragmatico en su análisis y no creo que quienes generaron el ordenamiento se den por aludidos. Cuba no produce. Lo que más golpea el sector agropecuario es la falta de mano de obra por muchísimas razones . Una solución podría ser fomentar experimentalmente una pequeña emigración ofreciendo tierra y techo a pequeños agricultores bajo un compromiso con el estado. Cuba no puede importar alimentos. No hay divisas para las cadenas alimenticias en mlc ,la compra de mercancías es complicada y las más de las veces termina en deuda no pagada,falta de crédito,etc. Amen de qué la población paga caro el producto. Solución: permitir cadenas de supermercado qué importen su mercancías,vendan productos nacionales y utilicen la infraestructura de tiendas existentes. El estado cobraría un porcentaje y con ese va rehabilitando la cadena en cup. Cuba no tiene una industria fuerte. La economía cubana tiene cientos de fábricas agonizantes por falta de mantenimiento,tecnología y materia prima. No hay presupuesto posible a mediano o largo plazo qué aguante eso. Solución. Subastar esas fábricas y mantener un porcentaje sobre las ganancias por parte del estado. Lo que define a un país socialista es el bienestar social y no la forma de producción. Es hora de pensar prácticamente.

Antonio Ortega

"Lo que define a un país socialista es el bienestar social y no la forma de producción." ¡No! ¡Qué va! ¡Es justo al revés! Lo que define a un país socialista es el la propiedad de los medios de producción. Según la RAE: "Socialismo: Sistema de organización social y económica basado en la propiedad y administración colectiva o estatal de los medios de producción y distribución de los bienes." El bienestar social no es inherente a la izquierda. Hay más bienestar social en el capitalismo de Noruega que en el socialismo de Corea del Norte (y que cualquier país socialista que pongas aquí). Busca "Socialdemocracia" en Wikipedia: "La socialdemocracia es una ideología política, social y económica, que busca apoyar las intervenciones estatales, tanto económicas como sociales, para promover mayor equidad económica e igualdad social en el marco de una economía capitalista."

alexis

Bueno y entonces qué mierda es lo que tenemos aquí y me disculpa la palabra:aquí todo es del estado y lo que parece particular lo tienen controlado Yo lo que pienso es que si saben cuál es la solución real ,la verdadera pero eso implicaría tener que seder buena parte del control que tienen ahora a otros países o otras en presas extranjeras y eso mi hermano No va No va ni soñando,el oro es mío mío jjjj
alexis
Antonio Ortega
Nelson

MERCADO INFORMAL DE
DIVISAS EN CUBA (TIEMPO REAL)

toque_logo_white
1 EUR
375.00 CUP
1 USD360.00 CUP
1 MLC300.00 CUP
Calendar iconCUBA
publicidad_banenr
test
bell-notification

No te pierdas nuestras novedades

Suscríbete a las notificaciones y entérate al instante de todo lo que tenemos para ti: breaking news, alertas de mercado, transmisiones en vivo ¡y más!

No te pierdas
nuestras novedades

Suscríbete a las notificaciones y entérate al instante de todo lo que tenemos para ti: breaking news, alertas de mercado, transmisiones en vivo ¡y más!

bell-notification