alimentación

ilustración bandeja presos cuba
Poca información pública existe sobre las cárceles cubanas, mucho menos aquella referida a la alimentación de los internos. A través de entrevistas e investigación Food Monitor Program revela cómo ocurre la alimentación en los centros penitenciarios.
Amelia Calzadilla, la cubana que se hizo viral con sus directas en Facebook cuenta cómo es un día sin electricidad en su vivienda, donde tiene que depender de equipos eléctricos para alimentar a su familia.
La escasez de pan es, desde hace varias semanas, una de las principales preocupaciones de los cubanos.
Esta semana, los integrantes de Xel2 dibujan sobre la jama, la comida, sobre los alimentos que, debido a la inflación estratosférica en Cuba, cada vez son más difíciles de conseguir.
Alimentarse en Cuba es problema y zozobra. Garantizar las comidas diarias requiere un notable esfuerzo e inversión de tiempo e imaginación. El siguiente audiovisual narra tres historias diferentes sobre el drama de la comida en Cuba.
La descentralización de los precios minoristas y sus posibles beneficios o perjuicios, fue uno de los principales análisis del episodio 98 de El Enjambre.
Con cáscaras de papa, tripas o avestruz han pretendido figuras y autoridades públicas aliviar la difícil situación de la alimentación en el país. Frei Betto protagoniza el más reciente despropósito sobre el tema.
A pesar de la promesa del Gobierno cubano de dar cierre a las empresas estatales improductivas, varias de ellas siguen en funcionamiento.
Un análisis de los proyectos de la agricultura permite concluir que en la economía cubana, lejos de una planificación, prima la improvisación, las medidas desconectadas, el abandono de una línea de trabajo para hacer énfasis en otra de manera desorganizada.
En Cuba se ha normalizado la idea de que cuando sube la tasa de cambio informal de divisas el nivel de precios aumenta también. De ahí que sea lógico suponer que, del mismo modo, los precios disminuyen cuando la tasa de cambio informal baja. ¿Ocurre así?
Si para las personas con una dieta normal es difícil encontrar hoy los alimentos necesarios, aquellos con vulnerabilidad médica tienen que enfrentar muchos más obstáculos.
En 2007 Raúl Castro prometió un vaso de leche diario para todos los cubanos. Muy lejos está esa promesa de ser cumplida.
El desabastecimiento y la inflación actual en Cuba dificultan el acceso a una dieta que es vital para la salud de quienes padecen Enfermedad Celíaca.
Sobre la actual escasez y alza de precios de la carne de cerdo en Cuba dialogan Lucía March, Camilo Condis y Maykel González en el episodio 97 de El Enjambre, un podcast de elTOQUE.
Dibujamos esta semana sobre las recomendaciones culinarias de Frei Betto y las protestas en la embajada de Panamá en La Habana.
Ha circulado una publicación en Facebook y en Twitter con fecha 27 de febrero de 2021, por el usuario Echezabal JD. En el contenido del mensaje declara que la Empresa Procesadora de Palmiche “Asdrúbal López” de Guantánamo espera comenzar a introducir el fruto de la palma en la elaboración del nuevo sustituto del café en Cuba. Esto es FALSO.
Repasamos algunos de los sucesos más notables en materia económica durante 2021, cuyas repercusiones se extenderán durante el año en curso.
Ante los constantes y largos apagones, algunoss cubanos han tenido que buscar alternativas para la cocción y preservación de los alimentos. Casi todos, sin embargo, sufren incertidumbre alimentaria.
El mensaje, que se ha divulgado en Facebook y WhatsApp, refiere que «el próximo mes en la bodega» se entregarán «3 libras de arroz y el resto de harina, 3 huevos, el pollo cada 90 días, 2 tubos de picadillo, 2 libras de azúcar». Esto es FALSO.
La autora del texto describe sus impresiones tras regresar a Cuba después de dos años fuera.
Las dificultades económicas y de acceso a alimentos que tienen los veganos y vegetarianos en el contexto de la escasez en Cuba entorpece la realización de este tipo de dieta.
Aunque en Cuba es difícil la libre selección de alimentos, los estilos de vida vegano y vegetariano se han extendido en la población.
Lograr un plato sobre la mesa puede ser un ejercicio marcado por la precariedad en Cuba. Cada vez más vivimos en una cultura alimentaria de la escasez y el deterioro.
Un recorrido por artículos de la prensa oficial cubana demuestra que la escasez de leche en Cuba es consecuencia de reiteradas medidas ineficaces, aunque con frecuencia se intente culpabilizar a productores o a la incidencia de factores externos.
El Gobierno insiste en sostener solo con sus recursos la producción porcina nacional. Números en manos, parece más rentable gastar divisas en las compras de pollo a granjeros estadounidenses, que en financiar a los porcicultores cubanos.